Portátiles | Noticias | 28 ABR 2014

Qué tener en cuenta a la hora de elegir entre un tablet y un portátil

La ligereza de un tablet con las prestaciones de un portátil. Ésta es una de las principales demandas de los usuarios profesionales a la hora de adquirir un nuevo equipo portátil y para lo que hay que tener en cuenta una serie de aspectos a la hora de decidir nuestra compra hacia un tablet o un portátil.
Encarna González

¿Qué aspectos hay que tener en cuenta a la hora de decantarnos  por un tablet o un portátil? Sin duda, el presupuesto económico con el que se cuenta condiciona en gran medida esta elección pero, si queremos acertar plenamente, hay una serie de consideraciones que no podemos obviar.

 

Según sostiene Melchor Sanz, responsable de preventa de HP PPS España, teniendo en cuenta que “los tablets están haciéndose más grandes en tamaño y pareciéndose a los portátiles mientras que los portátiles están reduciendo su tamaño y acercándose a los de los tablets”, aspectos como el tamaño o la duración de la batería están dejando de ser tan cruciales a la hora de elegir entre un tablet o un portátil.

 

Un dispositivo acorde a las necesidades

En su lugar, elegir entre uno de estos dos dispositivos en función de nuestras necesidades y de la utilidad que vayamos a darle constituye una de las razones clave, sino la prioritaria, a la hora de comprar un tablet o un portátil. “Decimos que los tablets son para una consulta de la información, navegación, al correo o datos, donde introducir nuevos datos o gestionarlos queda limitado, algo esporádico y temporal pero que no lleva un uso intensivo, sino necesitaríamos otras pantallas más grandes y teclados, o conectarlos a pantallas más grandes de 19 o 20 pulgadas”, apunta Melchor Sanz.

 

Para este responsable, cuanto mayor sea la necesidad de crear y gestionar grandes volúmenes de información, los profesionales se inclinarán más hacia modelos de portátiles con mayores prestaciones, llegando a optar incluso por workstations móviles o ultraportátiles con tarjeta gráfica muy potente para aplicaciones de renderizado y diseño en tiempo real, algo que en el caso de un tablet sería absolutamente inviable.

 

Por tanto, hay que tener en cuenta que, para aquellos profesionales que buscan un alto rendimiento, el portátil es la opción más adecuada si bien, los tablets se están convirtiendo en una opción que sigue ganando adeptos gracias a su ligereza y a las posibilidades que permite a la hora de consumir contenidos y navegar. En medio de ambas opciones, los ultrabooks están viviendo este 2014 un año dulce ya que son la combinación perfecta entre rendimiento y portabilidad.

 

Otros aspectos como las capacidades de almacenamiento, la conectividad que ofrecen, o la seguridad, también son importantes y a tener muy en cuenta a la hora de balancear nuestra elección hacia un portátil o un tablet.

 

Para los que deseen conocer éstos y otros aspectos que son importantes valorar antes de comprar un portátil o un tablet, pueden consultar esta completa infografía.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios